Noticias

El Barajas sucumbe ante el protagonismo del árbitro

J15 18/19 - C.D. Barajas 1-2 E.F. Concepción “B”

C.D. Barajas 1 (Jose) - E.F. Concepción “B” 2 (Juanlu –P- y Benito).

Se presentaban al partido ambos equipos, Barajas y Concepción “B”, con sensaciones diferentes después del parón navideño, antes del cual el C.D. Barajas había cosechado su primera derrota desde el mes de septiembre, mientras que la E.F. Concepción llegaba después de cinco jornadas invicta y en línea claramente ascendente, aunque los chicos de Luis Jiménez se aferraban a su marca de siete victorias en otros tantos partidos disputados en Nuestra Señora de la Soledad.

Y muy pronto se pondrían las cosas de cara para los locales, cuando en el minuto 2 Jose ponía el 1-0 en el marcador tras una buena jugada individual de Perku.

Pero fue solo un espejismo, ya que el Barajas no dio sensación en ningún momento de controlar el partido, siendo la Concepción quien llevase el peso del partido acercándose en alguna ocasión a las inmediaciones del área Barajista.

Y fue llegando al ecuador de la primera parte cuando el árbitro del encuentro debió decidir que quería ser el protagonista del mismo. Si bien ya había provocado el malestar de los jugadores y aficionados locales con alguna decisión controvertida en forma de faltas, fueras de juego y saques de banda a favor de los morados, fue en el minuto 28 cuando pitó un insólito penalti por mano dentro del área de Perku, el cual había sido previamente empujado por un adversario de forma clamorosa, empujón que hizo que el brazo de Perku golpeara el balón. Pero más allá de ser la única persona sobre el campo que no vio el empujón, amonestó al propio Perku por esa acción y, dado que tres minutos antes ya le había sacado tarjeta amarilla por una falta que el propio jugador Barajista había sufrido (¿?), supuso la expulsión del 10, lo que hizo que, tras anotar Juanlu el penalti, el partido cambiara por completo.

A partir de ahí, los jugadores del Barajas se fueron del partido, que fue subiendo de intensidad en cada acción ante las decisiones cada vez más sorprendentes del árbitro del encuentro, que ya a esas alturas se había visto totalmente superado y era incapaz de reconducir la situación.

A todo ello se sumó, para desgracia del Barajas, el segundo gol de la Concepción al filo del descanso, cuando en el minuto 40 Benito ponía el que a la postre sería el 1-2 definitivo.

Tras el descanso, y lejos de venirse abajo, el Barajas empezó a encerrar a su rival en su propio campo, si bien la Concepción salía a la contra con peligro ante la acumulación de jugadores locales en campo contrario. Y a medida que pasaban los minutos, aumentaba la intensidad en cada acción del partido, hasta el punto de darse momentos de excesiva agresividad, lo cual provocó alguna que otra refriega que el árbitro siguió sin poder controlar.

Y llegados al minuto 63, y en otra decisión errónea del colegiado al señalar un saque de banda a favor de la Concepción, Dani perdió los nervios golpeando el balón contra el vallado lateral, lo que fue suficiente para que el árbitro le sacara la segunda tarjeta amarilla y dejase al Barajas con dos jugadores menos. Todo ello, el hecho de que los locales se vieran con nueve jugadores por las acciones anteriormente reseñadas, cuando el colegiado llevaba ya varios minutos permitiendo el juego violento en el partido, encendió los ánimos, aún más si cabe, tanto de los jugadores como de la afición Barajista, lo que hizo que el partido estuviera ya hasta el final, totalmente fuera de control.

En ese correcalles en el que se convirtió el encuentro, pudo pasar de todo, con un Barajas volcado totalmente al ataque buscando el gol del empate y generando alguna ocasión de gol, y una Concepción aprovechando los espacios para lanzar rápidas contras y plantarse un par de veces ante Diego, si bien estas acciones no tuvieron ya influencia en el marcador.

Y fue ya en el minuto 85 cuando todos los nervios acumulados en el partido se desataron y provocaron una colosal tangana junto a la zona de banquillos, cuando tras una dura entrada sobre Gaitán que le dejó tendido en el suelo, y en la que el árbitro nuevamente se había inhibido, miembros de ambos equipos se enzarzaron en una pelea en la que se vieron envueltos jugadores y suplentes, y tras la que el árbitro, en un último alarde de parcialidad, decidió expulsar a dos jugadores del Barajas (Moi y Lozano, que estaba en el banquillo) por uno de la Concepción, haciendo que los locales jugaran los últimos diez minutos de partido con tan solo ocho jugadores, lo cual no evitó que el equipo Barajista siguiera atacando la portería morada hasta que por fin el árbitro decretó el final del partido.

Con esta derrota, el C.D. Barajas sale de los puestos de ascenso, quedando tercer clasificado aunque empatado a puntos con el segundo, el Sporting de Hortaleza, y a tan solo dos puntos del líder, el Club San Agustín.

La siguiente jornada tocará visitar precisamente el Polideportivo de la Concepción, para enfrentarse al Escuder San Pascual, situado en mitad de la tabla, en la que será la penúltima jornada de la primera vuelta de campeonato.

 

https://www.ffmadrid.es/pnfg/NFG_CmpPartido?cod_primaria=1000120&CodActa=1043446&cod_acta=1043446

 

Historias

Ayer fue dado de alta.

Nuestra bandera en el techo de Africa y Tanzania, gracias a la labor de Victacor ¡¡¡

Torneos

CD Barajas© 2020